Mostrando 1 - 100 de 231

Los pendientes se refieren a un elemento complementario de la vestimenta que se utiliza para decorar el cuerpo. Este objeto habitualmente se coloca en las orejas, y los de mayor calidad son los pendientes de oro 18kt, siendo además uno de losmás solicitados en el mercado de las joyas.

De qué materiales están hechos los pendientes de oro

El oro de 18kt posee una pureza del 75%, y es el material más utilizado en joyería, debido a que presenta mayor resistencia, tienen más brillo y son hipoalergénicos. Este tipo de oro es ideal para la incrustación de piedras preciosas, gemas o circonitas.

El oro amarillo de 18kt es el resultado de la aleación de 75% de oro y 25% restante entre una proporción mayor de cobre y menor de plata.

En cambio, el oro blanco de 18kt deriva de la aleación del 75% de oro y 25% plata, platino y paladio, de ahí ese color blanco del oro.

Ventajas de utilizar unos pendientes de oro tu look

Los pendientes de oro complementan tu vestimenta e incluso pueden hacer que tu estilo resalte del resto. Unos pendientes de oro, combinados apropiadamente pueden darle un aspecto moderno a tu atuendo clásico. Elegir y combinar según la ocasión, es fundamental para realzar tu apariencia usando tus pendientes.

Usos más frecuentes de los pendientes de oro

Es frecuente el uso de unos imponentes pendientes de oro 18kt en eventos formales, para reafirmar un look elegante en una fiesta de noche, son perfectos para una boda o para una graduación. Pero también, los puedes usar diariamente en cualquier ocasión, combinando los accesorios con la vestimenta, carteras y zapatos.

Por tanto, los usos más frecuentes de este tipo de pendientes suele ser: 

  • Fiesta nocturna
  • Boda y comuniones
  • Eventos tipo graduación
  • Uso diario

Pendientes de oro según el destinatario

Pendientes de oro para mujer: los pendientes de oro para mujer de mayor calidad y durabilidad se encuentran elaborados en oro 18kt. Éstos se convierten en un elemento decorativo importante y pasan a formar parte del complemento de vestimenta de toda mujer.

Los pendientes son muy variados y versátiles, siendo los colores preferidos el oro amarillo y oro blanco. Sus diseños pueden incluir o no piedras preciosas, gemas o circonitas. Algunas formas preferidas son la de botón y aro, ya que combinan muy adecuados para cualquier ocasión. Los cierres a presión, italiano, de rosca y catalán son los más frecuentes.

Pendientes de oro para bebé: los pendientes de oro 18kt son los más recomendados para una bebé, debido a que son hipoalergénicos, lo que minimiza las posibilidades de reacciones alergias. El oro amarillo es el más utilizado en los pendientes para bebé, gustan más porque tienden a ser brillosos.

Los diseños infantiles de animales y flores son populares, su tamaño promedio es entre 3 y 5mm de diámetro. El cierre del pendiente de oro para bebé es de tipo rosca, lo que impide que la pequeña niña se lo pueda retirar. Es adecuado porque no se incrusta en la piel detrás de la oreja con lo cual es más cómodo.

Pendientes de oro para niña: los pendientes de oro para niña que son más duraderos, que se conservan mejor en el tiempo y son de mayor calidad, son aquellos elaborados en oro 18kt. El oro minimiza la posibilidad de alergias debido a que es hipoalergénico. En edades entre 4 y 12 años, son frecuentes encontrar el cierre de rosca o un cierre de presión.

Los pendientes con formas de animales, estrellas y flores, son los más buscados. El diámetro de estos pendientes de oro para niñas usualmente tiene una medida estándar entre 5 y 7mm.

Pendientes de oro según su forma

Los pendientes de oro se adaptan a cualquier estilo, sus formas son muy variables, siendo las más relevantes:

Pendientes de oro de botón: los pendientes de botón se caracterizan por ser piezas cortas, son unos clásicos que combinan con cualquier look. Sus diseños son múltiples, desde figuras redondas aplanadas, media luna, flores. Texturas lisas o engastadas en cristales. Estos pendientes son ideales para uso diario.

Pendientes de oro de aro: Los pendientes de oro de aro tienen forma redonda y bordean la oreja, ideales para utilizar en cualquier ocasión. Puedes encontrarlos en distintos acabados y grosores. Sus diámetros promedios se encuentran entre 14mm hasta 30mm. Generalmente lo complementa un cierre italiano.

Pendientes de oro de bola: los pendientes de botón se caracterizan por ser piezas cortas, de figuras redondas tipo perlas, que combinan con todo tipo de vestimenta. De tamaños variables, sus diseños también incluyen la forma de media bola y alguna variación, donde las bolas son colgantes. 

Pendientes de oro tu y yo: generalmente se refiere a pendientes cortos con una circonita un poco más pequeña que se sitúa arriba de una piedra o gema.

Pendientes de oro con formas de estrella: pueden ser tipo botón o de aro, y de tamaño variable. Apropiados para cualquier edad, la forma de estrella es muy linda y combinan con vestimenta de uso diario.  Las esquinas son redondeadas, esto evita que se incrusten en la piel y produzcan daños.

Pendientes de oro con formas de mariposa: son pendientes elegantes y atemporales para cualquier ocasión. La figura de mariposas puede ser tipo botón o de aro. Su tamaño comprende desde algo pequeño, hasta algo más llamativo y grande. De uso diario, lo puedes llevar con todas tus vestimentas.

Pendientes de oro con formas de animales: son pendientes elegantes que se utilizan en toda ocasión. La figura de pájaros, perro o león, es apropiada para toda edad. Pueden ser tipo botón o de aro colgante, su tamaño puede ser desde algo diminuto hasta grande. Utilizado en look diario.

Pendientes de oro con piedras o perlas

Los pendientes de oro pueden llevar incrustadas o engastadas sobre la superficie para un mayor realce de ambas piezas. Las piedras más relevantes son las siguientes:

Pendientes de oro con perlas: son piezas muy elegantes, clásicas y muy valoradas. Su estilo puede ser colgante o botón. Las perlas más preciosas provienen de los mares del sur y se denominan perlas australianas. Lo más usual en las perlas, es encontrarlas en color blanco, forma redonda y brillante.

Pendientes de oro con circonitas: son piezas clásicas que combinan con cualquier tipo de look. Las circonitas son piedras brillantes sintéticas, que aportan un toque moderno a tus pendientes.

Pendientes de oro con turquesas: son piezas que indudablemente no pasan desapercibidas y combinan con cualquier estilo, ya sea clásico o más actual. Son gemas de color azul turquesa y que se adaptan perfectamente para uso diario.

Pendientes de oro con brillantes: los pendientes de oro con diamantes son piezas verdaderamente exclusivas y hermosas. Los pendientes pueden ser tipo aro o largos, tener formas geométricas o solitarios. Es frecuente su uso en ocasiones más especiales, aportando a tu vestimenta un aspecto más formal.

Cierres de los pendientes de oro

El cierre del pendiente es uno de los aspectos a tener en cuenta a la hora de elegir estas joyas. Hay muchos tipos de cierre para los pendientes de oro, aunque los más habituales son:

Pendientes de oro con cierre a presión: este tipo de cierre facilita la forma de quitar y poner los pendientes, son perfectos para uso diario. Se observan en pendientes pequeños y medianos, con tamaños entre 8 y 1mm. El cierre consiste en una fornitura por detrás con formas de mariposita y un fino palillo, evitando que el pendiente resbale. El cierre queda pegado a la oreja.

Pendientes de oro con cierre italiano: son utilizados en pendientes tipo aros. Es un cierre cómodo de utilizar, permite que se puedan poner y quitar fácilmente. Este sistema es muy similar al cierre catalán, y se está formado por una palanca articulada, con un agujero que permite que el perno encaje.

Pendientes de oro con cierre de rosca: el cierre de rosca es una variante del cierre a presión, se utiliza en pendientes de tamaño pequeño, ideales para pendientes de bebés. Ajusta mediante presión con hendiduras para enroscar el cierre.

Pendientes de oro con cierre catalán: se emplea en pendientes medianos, a menudo entre 11 y 15mm. Su sistema consiste en una palanca articulada, con un agujero por donde se introduce el perno.

Pendientes de oro con cierre africano: se utiliza en pendientes tipo aro. Se consideran uno de los cierres de pendientes más seguros, evitando que se aflojen y caigan. Consiste en una fina barra que encaja al otro lado del aro, donde la presión evita que se salga.